Gnosis Instituto Cultural Quetzalcóatl

Gnosis ICQ en: English | Francais:

Origen de la Creación Hindú

Cenote de Yucatán México. Símbolo de las aguas primordiales de vida.

El Nasadiya Sukta es un himno que narra la época antes de la creación del universo y pertenece al texto del Rig-Veda.

El Rig Veda es una colección de himnos, escritos en lengua sánscrita y dedicado a los Dioses, se dice fue creado de la boca de Brahma, hace varios millones de años, al inicio de nuestra actual raza Aria.

Nos habla que al principio nada existía, ni aire ni cielos, ni muerte ni inmortalidad, del día y de la noche no había señal, el uno respiraba sin aliento y se mantenía a sí mismo.En ese entonces solo había oscuridad, todo envuelto en ella.

Ese Uno se encontraba rodeado de la nada y por fin surgió nacido de la fuerza del calor.

Al principio descendió la propia voluntad, la semilla primordial de la mente.

Los sabios buscando en su corazón con sabiduría y a través del vacío, descubrieron la conexión entre el Ser y el No Ser y así saben lo que está arriba es lo que está abajo.

Los poderes seminales junto con el impulso fertilizaron la creación.

¿Pero después de todo, quien sabe y quien pretende decir de donde nació la creación?

Incluso los dioses nacieron después de la creación.

Quien sabe a ciencia cierta de donde surgió la vida?

Donde tuvo su origen la creación? La haya creado él o no, el que vigila todo desde los cielos más altos.

Él Sabe o tal vez, él mismo no sabe.

En la noche profunda solo tinieblas, oscuridad y vacío, llenaban el espacio, Padre, Madre e hijo eran uno, de ese todo incognoscible o cero radical surge al iniciar cualquier universo sideral el par de opuestos de la creación: El Padre-Madre gnóstico, el Purusha-Prakriti Hindú, el Osiris-Isis egipcio, etc.

Las Cosmogonías antiguas coinciden en varios elementos indispensables para la Creación, como el agua y el fuego o el Espíritu que las fecunda y hacen alusión a los vapores nacientes y las tinieblas reposando en las aguas dispuestas a entrar en actividad por el soplo del Irrevelado, a quien los sabios iniciados de aquellas épocas ancestrales intuían, así, según los Vedas, Brahma sentado en el loto da forma a Muni o el primer hombre formado de agua, aire y tierra.

Por otra parte, una leyenda de los Upanishad (Los Upanishad es interpretación de los Vedas por sabios de la época) menciona que al principio solo existía el Yo (el Purusha: hombre celeste o espiritual) a quien se conoce como unitario principio elemental, primordial, simple, puro, espiritual, eterno, increado, inactivo, inmutable y espectador de las operaciones de la Prakriti.

La Prakriti es conocida también entre los Vedas como la Mula Prakriti o materia original o primordial, esta materia primordial es el Akasha puro contenido en todo el espacio.

Mahanvantara y Pralaya son dos términos sánscritos muy importantes con los cuales los estudiantes gnósticos deben familiarizarse.

Mahanvantara es el Gran día Cósmico y Pralaya es la Gran Noche Cósmica. Durante el día existe el universo. Cuando llega la Gran Noche, el universo deja de existir, se disuelve en el seno de la Prakriti.

El inconmesurable espacio infinito está lleno de Sistemas Solares que tienen sus Mahanvantaras y sus Pralayas. Mientras algunos están en Mahanvantara, otros están en Pralaya.

Millones y millones de Universos nacen y mueren entre el seno de la Prakriti. Todo cosmos nace de ella y se disuelve en ella. Todo mundo es una bola de fuego que se enciende y apaga entre el seno de la Prakriti.

Todo nace de la Gran madre y todo vuelve a ella.

El Bhagavad Guita dice: “La gran Prakriti es mi matriz, allí colocó el germen y de ella ¡Oh Barata! Nacen los mundos.

¡Oh Kountreya! La Prakriti es la verdadera matriz de cualquier cosa que nace de distintas matrices y yo soy el germinador paterno”…

…La tierra, el agua, el fuego, el aire, el espacio, la mente, el intelecto y el Ego, son las ocho categorías en que está dividida mi Prakriti”…..”

En la noche profunda solo tinieblas llenaban todo, la Gran Madre es la causa material del Universo o sustancia que da lugar a todas las cosas de la naturaleza.

Purusa y la Prakrit son los opuestos, están siempre juntos pero separados, se diferencian para la creación como el polo positivo y el polo negativo. (El Espíritu y la materia) De la unión de ambos emanan todos los seres animados e inanimados.

La Prakriti es la Madre divina, la sustancia primordial de la naturaleza. En lenguaje alquimista: el Caos es el semillero del Cosmos.

Continuando la leyenda, se menciona que Purusa miró a su alrededor y se vio solo, pero no sentía deleite y deseó tener una segunda persona y así fue, entonces dijo: “Ambos somos como la mitad de una concha”, de este modo la mujer llenó el vacío existente. El la ciñó entre sus brazos y los hombres vinieron al mundo.

Ella dijo para sí: ¿Cómo puede estrecharme después de haberme creado de sí mismo? Me ocultaré de él y así se convirtió en vaca y él en toro, la ciñó y de ahí nacieron las vacas y con cada abrazo nacieron todas las parejas de la creación.

La creación más grande de Brahama fue la de los dioses llamados Prajapatis, es un calificativo de Brahama.

Los Prajapatis son hijos o emanaciones de Brahama, progenitores o procreadores dadores de vida a todo lo que hay en esta tierra. Son los creadores colectivos del Universo con todas sus innumerables producciones de seres animados e inanimados.

Los Prajapatis intervienen en los quehaceres y destinos humanos. Se ha dicho que son primero diez y finalmente veintiuno, (dato que debemos tomar como alegórico) ésta información se relaciona con los diez Sephirotes de la Cábala, con los creadores de las siete razas que se generan en nuestro planeta; los siete ángeles principales que gobiernan nuestro Sistema Solar, los Devas, etc.

En Síntesis tenemos que los Upanishad se preguntaban”…De dónde venimos? ¿Dónde vivimos? ¿Hacia dónde vamos? Inquietudes que resolvían al introvertirse en sí mismos.

Los Upanishad definen a Brahama como la “Esencia divina oculta en todas las cosas, que anima a todo lo existente”……afirmando que todo lo que existe en el Universo no son más que diferentes manifestaciones de un Espíritu que está presente en todo lo existente, en todo lo que es, ha sido y será.

Enviado por: María Guadalupe Licea Rivera. Instructora en San Luis Potosí, S.L.P.

Fotografía: Cenote de Yucatán México. Símbolo de las aguas primordiales de vida. (Jenaro Ismael Reyes Tovar)

Descargar en: Word | Zip | Pdf | Texto | Índice | 01 | 02 | 03 | 04 | 05 | 06 | 07 | 08 | 09 |
Suscribirme