Gnosis Instituto Cultural Quetzalcóatl

Gnosis ICQ en: English | Francais:

La Flauta Mágica de Mozart

Instructor: Jenaro Ismael Reyes Tovar

X Congreso Internacional. El Arte y el Ser.

Tamino Flauta Mágica de MozartIniciaremos escuchando la Aria llamada “la Venganza” de esta obra de Mozart, cierren los ojos, relajen su cuerpo y traten de sentir como cada nota penetra en nuestro corazón.

...

Sin duda alguna la obra cumbre del gran iniciado Mozart fue ópera titulada "la Flauta Mágica", esta obra nos recuerda una iniciación egipcia. En La Flauta Mágica se plasma en forma magistral los valores trascendentales del espíritu, el amor, la verdad, la templanza, el altruismo –entre otros- quienes debemos como seres humanos trabajar por conquistar. El maestro Mozart logra enseñarnos los conocimientos ancestrales, la sabiduría gnóstica y aún más, lo une con el poder de la música.

Hablar de los Valores positivos del alma es de lo más extraño. Lo normal ahora es establecer nuestra amistad, los negocios y sobre todo los contratos en la mentira. En las reuniones de amigos y amigas hasta es visto como un bicho raro aquel que ha logrado serle fiel a su pareja.

Es aún más raro hoy en día hablar del camino secreto que puede conducirnos a la luz, es decir la iniciación. Ahora solo nos interesa el artista de moda, la novela que parece en la Televisión, la serie que nadie puede dejar de ver. El tema de la iniciación no tiene cabida en nuestras conversaciones y mucho menos aún en nuestro famoso "plan de vida".

Lo más importante de esta obra y de la enseñanza gnóstica es que nos enseña el cómo rescatar esos valores trascendentales. Eso es precisamente lo que Mozart conocedor indudable de los misterios gnósticos logra con esta monumental obra maestra.

Es por ello que hablar de la Flauta mágica es echar una mirada al pasado y tratar de rescatar los valores trascendentales del espíritu, más no es todo, lo importante es saber y entregar las claves para lograrlo y el gran maestro Mozart uniendo mágicamente el poder del sonido, la ciencia, la ética, el arte logra decirnos ese cómo hacerlo, toca a nosotros develar con el corazón y en nuestros actos vivir esta obra extraordinaria.

Tenemos representados a las fuerzas tenebrosas del ego animal que habitan dentro de nosotros con la reina de la Noche, las fuerzas oscuras, las pasiones animales, la ira, el orgullo, la venganza, los celos, etc. Y por el otro lado tenemos a Sarastro rey del Templo de la Sabiduría, templo donde se rinde culto a Osiris y a Isis el padre que está en secreto y la Divina Madre interna, Sarastro es pues símbolo de la verdad, de la sabiduría, de la templanza, de la luz, etc.

Encontramos revelaciones gnósticas extraordinarias entremezcladas con la sabiduría de nuestra madre naturaleza, con las partes del ser. La numerología no podía faltar, pues están 3 damas de la noche, 3 niños duendes o geniecillos, 3 templos, el 3 en su aspecto positivo podemos pensar en la trinidad, en el lado negativo tenemos a los tres traidores del cristo que están dentro de cada uno de nosotros. Los geniecillos conducen al Principe por el camino correcto, le aconsejan, llegan en el momento adecuado y ante el peligro con Pamina y también de Papagino el pajarero. Es por ello que representan la voz de la conciencia, el llamado íntimo, las corazonadas quien a través de ellas se expresa nuestro padre que está en secreto y que debemos seguir nosotros en nuestro diario vivir.

La búsqueda del camino a la verdad, es algo que nos ha preocupado desde que tenemos uso de la razón, y por ello empieza Tamino en un bosque perseguido por la serpiente de la pasión animal a la que tres damas dan muerte. El camino se encuentra en la misma vida, en el hogar, en el trabajo, pues ahí es donde es posible encontrar el amor. Este camino no es cuestión de género y por ello vemos que Pamina también se encuentra en esa búsqueda.

Más es indudable que toda búsqueda tiene sus obstáculos, bien representados por la Reina de la Noche, quien simboliza los prejuicios que tenemos inculcados equivocadamente por la tradición, las costumbres degeneradas de la época, que nos tratan de inclinar a la chismografía, a la venganza, a la traición. Precisamente la música que hemos escuchado al comienzo y que seguramente todos nos hemos identificados con ella, corresponde al momento en que se exige venganza, que la Reina dde la Noche ordena a Pamina de muerte al maestro, y nos preguntamos ¿Una música tan delicada y hermosa hablando de ello? Y es que es así como la sociedad, las costumbres de la época, la misma familia por ignorancia y en forma equivocada nos incitan a veces, de manera muy sublime y delicada a dar muerte a la enseñanza gnóstica, a alejarnos de ella, a sepultar el camino que puede llevarnos a la liberación final.

La Flauta Mágica es la misma Sabiduría Gnóstica quien puede guiarnos en el camino, pues es el verbo, la palabra del primer instante quien puede permitirnos sortear los obstáculos, la Gnosis primigenia, la gnosis pura de los grandes misterios tiene la capacidad de domar las fieras y de consolar nuestro adolorido corazón. La Gnosis es un funcionalismo natural de la conciencia, La Gnosis es una filosofía eterna y universal.

Cada parte de la obra es digna de profundas reflexiones. Una de las cosas más importantes es reflexionar en lo que es la verdad. Papagino –el pajarero- miente al afirmar que él es quien da muerte al Dragón-Serpiente, por lo cual las tres Damas que en realidad lo hicieron lo castigan colocándole un candado en la boca, dándole en lugar de pan una piedra y agua en lugar de vino

Esta deliciosa música que escuchamos en este momento nos habla de que si les pusiera un candado a todos los que somos mentirosos, entonces reinaría la Fraternidad en el mundo, y es que la mentira nos separa de la verdad y la verdad es Dios mismo. El mal uso del verbo es el pan de todos los días, la calumnia, la intriga, el dice que se dice han destruido grandes empresas que estaban destinadas a triunfar.

Es por ello que Santiago el Mayor nos dice que la lengua es como el timón de un barco, pequeño pero que quien aprende a controlarlo, controla todo el cuerpo, nos dice así mismo que es como un pequeño fuego, pero que en un bosque seco causa grandes incendios.

No es pues de extrañar que si pusiéramos más conciencia en lo que hablamos y decimos, si por un momento dejaramos la calumnia, la injuria, las malas palabras, el hablar en doble sentido, entonces reinaría la fraternidad en el mundo, como bien afirma en esta obra el maestro Mozart.

El Amor entre hombre y mujer es otro punto que la magia de Mozart nos describe. Tamino –el príncipe- y Papagino _El pajarero- tienen la misión de salvar a Pamina supuestamente secuestrada por el Rey del Templo de la Sabiduría, Tamino se enamora de Pamina tan solo al ver su retrato. En la búsqueda de Pamina, Papagino –el pajarero- la encuentra primero y le cuenta la gran pena que lo embarga, pues no tiene una mujercita (una papagina) que lo acompañe, que lo quiera y por supuesto con quien tener papaginitos.

Resaltan entonces la importancia que tiene la mujer para el hombre y el hombre para la mujer. Dice Mozart en voz de Pamina, el eterno principio femenino que el amor entre el hombre y la mujer abren las puertas a lo divino y tiene una gran razón al afirmar esto.

Diremos acompañando al Maestro Samael Aun Weor: El Amor comienza con un destello de simpatía, se substancializa con la fuerza del cariño y se sintetiza en adoración. Un Matrimonio perfecto es la unión de dos seres, uno que ama más y otro que ama mejor.

El amor es la mejor religión asequible. Hermes Trismegisto dijo: Te doy amor en el cual está el summun de la sabiduría. Es el amor verdadero el que abre las puertas a lo divinal. Ese amor que se conquista eliminado los celos, la ira, el amor propio, las pasiones animales.

Es indudable que primero debemos reunir estos requisitos, el amor, la veracidad, la fidelidad, etc. Es decir, llegar a ser “Buenos dueños de casa” si pretendemos aspirar al camino de la iniciación. Es un grave error el considerar siquiera que abandonándole hogar es como encontraremos el camino, bien nos comenta el V.M. Samael Aun Weor en su obra Misterio del Áureo Florecer: “Entrar en la esfera luminosa del equilibrio magnético del “redescubrimiento del otro”, de hallar en tí la Senda del Filo de la Navaja, el Camino Secreto que conduce a la liberación final.”

Mozart en esta parte de la ópera se acerca al misterio oculto de todos los tiempos, al famoso elixir de larga vida buscado por los alquimistas de la edad media. El santo grial, la piedra filosofal, todo ello se encuentra en el amor entre el hombre y la mujer.

No podía faltar la representación de la pasión animal, de la lujuria, de la lascivia, pues es ella la que nos conduce siempre por los caminos más equivocados, la que llega a destruir nuestros matrimonios, la que nos seduce y lleva al mismo inframundo. Es monostatos un moro de color negro quien intenta por todos los medios posibles seducir a Pamina con las más audaces artimañas e inclusive la amenaza con la misma muerte. Más ella, victoriosa y aún prefiriendo la muerte logra salir avante ante estas pruebas y es así como este símbolo del Eterno principio femenino divinal, nosotros debemos no caer en tentación ante las pruebas que pospone la vida. La tentación es fuego, pero vencer la tentación es luz.

La Iniciación es tu misma vida intensamente vivida. Lo que tiene que pasar Tamino –el príncipe- en el templo de las pruebas y que más tarde Pamina lo acompaña, no es otra cosa que la misma iniciación, el camino que tenemos que pasar cada uno de nosotros si en verdad anhelamos la liberación final.

Primero es la prueba del Silencio, queriendo dar a entender el buen uso del verbo, pues tan malo es habla cuando hay que callar, como callar cuando hay que hablar, hay silencios delictuosos y palabras infames.

Si bien se presentan a esta prueba Papagino –El pajarero- y Tamino -el Príncipe-, solo Tamino logra pasar esta terrible prueba, lo interesante de esto es que al contrario de lo que muchos piensan, la divinidad no se pone en contra de Papagino, pues cada uno tiene su libre albedrío, no todos nacieron para la Gnosis, se requiere de madurez espiritual, no podemos obligar a otros a que entren en el camino. Es un gravísimo error decir que si se sale de la Gnosis le va ir mal, que si no va las conferencias el terrible karma va ir en contra del pobre infeliz.

Aquí vemos claramente que Papagino, sencillamente prefirió el camino horizontal de la vida, y nadie se puso en contra de ello, si bien no entró en el templo de Misterios, no se acercó a la iniciación, pero la divinidad le concedió a su Papagina pues no quiso entrar en el camino pero ante todo era un buen ser humano, un buen dueño de casa. Es por ello tan importante aprender a respetar el libre albedrío de nuestros hijos, de nuestra familia, de nuestros amigos e inclusive de nuestra misma pareja.

Tamino –el príncipe- pasa esta terrible prueba del silencio, así como nosotros deberemos pasarla, el mismo génesis nos dice que la palabra, el verbo es tan poderoso que es la que dio origen a la misma creación ya dijo el maestro Moria (un maestro del rayo de la fuerza) “La murmuración nos separa del esoterismo”

Por fin Tamino –el príncipe- y Pamina –La hija de la reina de la noche- juntos (pues el hombre y la mujer juntos salieron del Edén y Juntos podrán volver al Edén), con la flauta mágica en lo alto –es decir- con la Sabiduría Gnóstica guiando sus pasos en su diario vivir, logran pasar la prueba del Fuego, que consiste en ser serenos, en tener dulzura de carácter ante las diferentes circunstancias de la vida. Es eliminar nuestra temible ira, nuestra violencia, nuestros deseos de venganza, nuestros resentimientos. Es permitir que surja la fuerza espiritual que pueda llevarnos como las garras del león abriéndonos paso ante las adversidades.

Juntos avanzan y pasan también la prueba del agua, tradúzcase esto, en saberse adaptar a vivir en cualquier circunstancia de la existencia, pues así como el agua se adapta al recipiente que la contiene, de la misma forma nosotros debemos saber adaptarnos a vivir en la pobreza o en la riqueza, Si somos obreros, maestros, artesanos, carpinteros, doctores, etc. Saber vivir inteligentemente cada etapa y momento de nuestra vida, sin estarnos quejando y sin miedos, es la cabeza de la esfinge milenaria, la inteligencia del espíritu la que nos permitirá vencer heroicamente esta prueba.

Es así como son aceptados los dos (hombre y mujer) en el templo de la Sabiduría y son revestidos con las vestiduras sagradas del alma. Regresan a su punto de partida original, retornan a recobrar esa herencia perdida divinal, recobran la sabiduría a la cual hemos sido ciegos durante tantas existencias, recobran su camino que abandonamos en el pasado.

No podía faltar en este momento tan sagrado el himno a Isis y a Osiris, pues debemos rendir culto siempre a nuestra Divina Madre Kundalini y a nuestro Padre que está en secreto, pero debemos rendirles culto con nuestras obras que salgan de nuestro corazón y no de nuestro frío intelecto. Sin ellos erraríamos el camino.

Todos en un momento de nuestra vida quizas, nos hemos preguntado, dónde está el camino a la verdad, cuál es, y Mozart, Wagner, Beethoven, en su música deliciosa nos muestran el camino. La Flauta Mágica de Mozart es el sendero que debemos seguir para lograr nuestra redención.

Amigos, ha llegado la hora de hacer resonar nuevamente la flauta mágica en nuestros corazones, de vivir la gnosis en los hechos, de hacer luz en las tinieblas pavorosas de esta edad negra en la que vivimos. Es el momento preciso en que con la valentía y osadía de un Cabellero-Dama Tigre de nuestro México antiguo y con la espiritualidad trascendente de una Dama-Caballero Águila nos lancemos a tocar la flauta mágica de la sabiduría gnóstica el corazón de la humanidad y permitir que logremos todos encontrar nuestro propio camino.

¡Que la sabiduría de nuestro señor Quetzalcoatl ilumine vuestro sendero hasta la liberación final!

Presentación en Power Point <Haz clic aquí>

Ver simbolismo esotperico gnóstico detallado de toda la obra en el libro: La Flauta Mágica y la iniciación