Gnosis Instituto Cultural Quetzalcóatl

Gnosis ICQ en: English | Francais:

Arqueología Maya

Tulum

Los Templos Mayas se hallan en estado de Jinas, dentro de la 4ª. Dimensión y son Catedrales de la Naturaleza, donde moran los grandes sabios de la “culebra”. El asentamiento de Tulum se encuentra ubicado sobre las hermosas aguas del mar caribe.

Su nombre significa en maya “muralla”, aunque los antiguos pobladores la llamaban “Saama” o amanecer, ya que su ubicación permite ver la salida del sol.

De este pequeño centro amurallado destacan “El Castillo”, “El templo del Dios Descendente”, “El Templo de los Frescos.”

El Castillo Tulum

EL CASTILLO es el más sobresaliente y se trata de un edificio sobre una plataforma baja compuesto por dos recintos con columnas serpentinas. Sobre éste un edificio de 2 cuartos que se construyó después, también con columnas con forma de serpientes emplumadas en el pórtico y adosados a los lados de una escalinata otros 2 pequeños templos. La fachada del edificio superior está decorada con nichos y figuras de estuco, una de ellas representa al Dios Solar.

Frescos Tulum

EL TEMPLO DE LOS FRESCOS es un edificio pequeño de dos pisos, el primero con dos cuartos y columnas monolíticas con capitel para formar los claros de entrada. Tiene también grandes mascarones estucados en las esquinas del friso que representan al Dios Itzamná como deidad celeste y terrestre.

El segundo piso es un solo santuario pequeño. El nombre de este edificio se debe a que en el cuarto posterior del primer piso aun quedan restos de una pintura mural sobre estuco, en colores negro, verde, amarillo y principalmente rojo con representaciones de deidades femeninas y masculinas, serpientes entrelazadas, ofrendas dedicadas a los Dioses entre ellas: flores, frutos y mazorcas de maíz.

EL TEMPLO DEL DIOS DESCENDENTE es un pequeño edificio asentado sobre un basamento rectangular que tiene una angosta escalinata, se compone de una sola habitación con puerta hacia el oeste. Hay un nicho encima de la puerta en el que se ve la figura alada y descendente de un Dios que se asocia con Venus.

Los sacerdotes-astrónomos mayas veían nacer a Venus como estrella vespertina y a su vez como “Estrella de la Mañana “.

Venus era uno de los cuerpos celestes que observaban los antiguos astrónomos Mayas.

Itzamná.- “Casa de Iguanas”, concebida con la forma de reptil. Considerado como una de las más importantes deidades mayas, aparece representado como un viejo con los ojos cuadrados con pupilas en forma de espiral, con una banda en la cabeza que lleva el glifo “Akbal” que significa oscuridad, es también el tercer día de los 20 signos del Tzolkin, asociado al jaguar, así como al oeste y al color negro.

Usa un pectoral de caracol y un ornamento también de caracol en su cabeza.

Según las tradiciones recogidas por los primeros cronistas se dice que Itzamná fue un personaje prodigioso, sacerdote y jefe de su tribu, que llegó a Yucatán llevando la cultura maya a esa zona y que le dio nombre a todas las cosas, inventó la escritura y dictó leyes, podía predecir el futuro, curar enfermos y resucitar a los muertos, al morir fue deidificado y en la pirámide en su honor se representa su mano, por ello se le conoce también como kabul la mano creadora.

Se le invocaba en las fiestas de año nuevo para evitar las calamidades y en el mes “uo” se le rendía culto como dios Sol, era cuando los Sacerdotes consultaban los libros sagrados para conocer los “agueros” del próximo año.

Itzamná está asociado a la creación, reproducción y generación de todas las cosas tanto en lo macrocósmico como en lo microcósmico.

Viene a representar al Espíritu Universal de Vida que anima todo lo que existe así como a la materia caótica y primordial para realizar la Gran Obra.

El Universo surge de las entrañas del Dios Creador (luz increada), pero esa luz increada se hundió en un nostálgico poniente. Así descienden los Dioses y los hombres en un nuevo amanecer, (entre las sombras del Universo). Uno es el principio masculino, dos es el principio femenino y tres es el hijo, el Cristo Cósmico. Los ojos cuadrados, los ojos del padre que todo lo ve, el cuadrado, tal vez de esta manera los mayas quisieron representar el Santo cuatro, las tres fuerzas primarias de la creación más la unidad, el Santo y Sagrado Tetragrammaton de los hebreos.

Muy significativo el espiral y el caracol, que vienen a simbolizar los ciclos de existencia, tanto de la naturaleza como del ser humano. Como Quetzalcoatl tolteca, esta Deidad, enseñó a su pueblo una religión de amor para todos los hombres. Como instructor Divino (por el símbolo akbal en su cabeza, asociado al jaguar como signo de sabiduría, enseñó a su pueblo las ciencias y artes, así como la astronomía y el uso del calendario, prohibiendo la guerra y los sacrificios humanos, por ello las ofrendas eran flores, frutos y el maíz (la simiente, la semilla, con la que es hecho el hombre). Decían los nahuas “flores y cantos es lo mas elevado que hay en la tierra para penetrar en los ámbitos de la verdad”.

En otro aspecto, este anciano viene a representar al Ser de todos los seres, lo que siempre ha sido y siempre será, se expresa como movimiento y reposo. El es la causa del Espíritu y la materia pero no es ni la una ni la otra, está más allá del pensamiento, del sonido, del silencio, del tiempo, del número, medida y peso, de la forma…

Todos los pueblos antiguos como mayas, aztecas, egipcios, caldeos, etc. han venerado al Sol, a la serpiente y a la estrella de Venus. El Sol como el que da la vida, tanto física como espiritual, el sol que hace crecer la espiga y germinar el grano, el Sol de la Media Noche, el que guía al iniciado. Los mayas representaban a la serpiente, formando parte del cielo o de la tierra, encarnaba la energía sagrada generadora que da vida al Cosmos y también como símbolo de regeneración humana. Kukulkan es la serpiente emplumada entre los mayas, emblema del Cristo Cósmico.

Muy importante Venus como lucero de la mañana y estrella del atardecer, representando la fuerza extraordinaria del amor, el sacrificio de los dioses que descienden de esferas superiores para ayudar a la pobre humanidad doliente a convertirse en hombres auténticos, en hombres verdaderos. “Al que venciere le daré el lucero de la mañana”.

Los Mayas sabían su origen, de donde venían y para donde iban, pero nadie sabe con exactitud de donde llegaron, porqué su cultura y sus tierras fueron abandonadas. ¡Los Mayas seguirán siendo un misterio!

I.C.Q. Comisión Secretaría.

Imagenes de Tulum (haz clic aquí)

Índice | Descargar en: Word | Zip| Pdf | Texto
Capítulo: 1 | 2 | 3 | 4 | 5 | 6 | 7 | 8 | 9 | 10 | 11 | 12 | 13 |
Suscribirme