Gnosis Instituto Cultural Quetzalcóatl

Gnosis ICQ en: English | Francais:

La Quinta Dimensión

Chapultepec

Los fantasmas de los fallecidos viven en la quinta dimensión, ésta es la ETERNIDAD. Largo, ancho y alto, forman las tres dimensiones del mundo celular. El tiempo es la cuarta dimensión; la eternidad, la quinta dimensión; y aquello que está más allá de la eternidad y del tiempo, corresponde a la sexta dimensión.

Realmente, la liberación comienza en la sexta dimensión, el mundo del Espíritu Divino, es el mundo ELECTRÓNICO, el mundo de la sexta dimensión.

Todo aquel que muere, entra en la quinta dimensión. La eternidad se abre para devorar a los fallecidos, luego los expulsa de su seno para regresarlos al mundo del tiempo y de la forma física.

Los fallecidos son expulsados de la eternidad porque todavía no poseen el SER. Sólo quienes poseen el SER pueden vivir en la eternidad.

El SER es el Intimo, el Espíritu. Es necesario trabajar primero con la materia molecular para fabricar Alma; luego refinar la energía de esta Alma a un grado más alto, para fabricar Espíritu. Hay que transmutar la materia molecular en electrónica, y fusionar el átomo, para liberar el fuego sagrado que nos convierte en espíritus divinos.

Samael Aun Weor. El Libro de los Muertos

Los ángeles de la muerte concurren a los lechos de los agonizantes y viven normalmente en la quinta dimensión, en el mundo astral del cual nos habla el esoterismo y el ocultismo. Los ángeles de la vida tienen figuras de niños, saben mucho de medicina oculta, tienen poder sobre las aguas de la existencia, sobre la matriz, sobre el líquido amniótico, sobre los órganos creadores y viven normalmente en la Cuarta Dimensión, en el mundo etérico.

Mirando al Misterio. Cap. V.

Vestido pues, con ese cuerpo sideral del que tanto hablara Felipe Teofastro Bombasto de Honheneim (Aureola Paracelso), abandoné mi cuerpo físico para moverme libremente en la Quinta Dimensión de la Naturaleza, en el Mundo Astral.

Misterio del áureo Florecer. Cap. 2

Una noche cualquiera, no importa el día ni la hora, viajando en CUERPO ASTRAL por el UNIVERSO PARALELO de la QUINTA DIMENSIÓN, embriagado por cierta voluptuosidad espiritual, me llegué extático ante el umbral misterioso de aquel templo maravilloso de los dos veces nacidos.

Curso Esotérico de Magia Rúnica. Cap. 32

 

Glosarios| Regresar al Índice de Palabras |